Friday, November 19, 2010



Vergüenza con desgarro y con violencia

De todas las letras y todas las penas

Vergüenza sin esclavos, vergüenza totalmente mía

En mis manos las cenizas y las lágrimas

Por beberte mi mirada asustada

Y sonrojadas todas las partes blancas y enanas

Vergüenza de las puertas que se cierran,

Con violencia la espuma de tus dientes y tus clavos

Vergüenza de países pequeños y mundanos,

De tener defectos entre los defectos

Y sensibles las huellas dactilares de tus abrazos

Vergüenza de rabia, odio de violencia

Y son tus ojos azules los que vomitan mis lágrimas

Y se secan las mías en tus palabras marchitas y mudas

Hasta sobreviven los potos en terrazas inundadas de palomas

Siempre que mueran los deseos en los tejados

Vergüenza si no estás y si estás cerca

De los cambios, de los besos, de los pedazos rotos e inconexos

De mi corazón pequeño en tus manos

Vergüenza si me miras, vergüenza si me aparto

Vergüenza si los pasos se pasean por pasillos y pastillas

Vergüenza si no llamas, vergüenza si te extraño